El abrazo que no llegó a tiempo
se volvió valija.
Y en tus ojos, que no cabe tanto trapo

llueve la despedida.

Comentarios

  1. Mirada de adiós.
    Entonces nada que hacer.
    Cuida tu corazón hasta que llegue el olvido.

    Besos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Como el susurro del viento ...

Entradas populares de este blog

Sin Rocío