jueves, 13 de julio de 2017

Andar con el alma en cuero,
robar flores de jardines,
o el beso que brota en medio de la calle,
o del otro fuego que enciende dentro,
o el de la cocina los domingos,
de la corridas en el parque
del abrazo cada noche
o el que despoja la llave
a toda sustancia verbal o cobardía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Como rocío o como un relámpago, exactamente así.